“Limites sanos"

Un límite es la línea que nadie puede pasar ni violar.

No importa quien sea la otra persona ni cuánto la ames, tu límite es algo que nadie tiene permitido cruzar, ni la pareja ni los padres ni aún cuando se trate de los hijos.

El límite sano es tratarnos con respeto empezando por uno mismo, y a cambio, reciben el mismo respeto de nuestra parte.

Poner límites se trata de algo que no es negociable, si alguien lo viola y te falta al respeto, trata de limpiar la energía hablando de tus sentimientos y de tus límites, y después escucha a la otra persona. Si continúa faltándote al respeto, la relación debe terminar, sin culpas de tu parte, aunque eso no signifique que aún sigas amando a esa persona, pero por el hecho de haber traspasado tu límite, significara que esa persona tiene que aceptar tus límites para que le permitas estar cerca de ti, cuando una persona no respeta esos límites, está mostrando ser una persona egoísta.

Los límites son parte indispensable del cuidado que nos damos a nosotros mismos, son sanos, normales y necesarios.

En todas las relaciones hay problemas y negociaciones con respecto a los límites personales de cada uno.

No se trata de que no existan conflictos, sino de cómo manejar cada conflicto para que sea una relación duradera y amorosa.


No tengas miedo de poner límites sanos, el miedo es lo opuesto al amor, y tú eres un ser muy amado y mereces recibir amor, respeto, atención y bondad, y a su vez, entrega exactamente lo mismo que deseas recibir.

#relacionesdepareja #amor #saludybienestar #terapiadepareja




0 vistas0 comentarios